Pulsa «Intro» para saltar al contenido

Las preguntas sobre el conflicto en la franja de gaza

Considero que la magnitud de la destrucción que provocan los indiscriminados bombardeos israelitas, junto con el bloqueo de los suministros de agua, electricidad, combustible, alimentos, medicamentos y otros enseres a la Franja de Gaza, son una acción criminal, que afecta a seres humanos ajenos a los fanatismos políticos religiosos.

Por Juan Medina Torres.- The New York Times y algunos medios israelitas, informaron, hace algunos días, que Israel conoció hace más de un año, el plan de ataque que Hamas realizó el 7 de octubre pasado, pero lo ignoró.

El medio norteamericano afirmó que las autoridades militares israelitas accedieron a dicho plan de batalla de 40 páginas, cuyo nombre en clave era «Muro de Jericó«, el cual exponía en detalle un hipotético ataque de Hamas a poblaciones del sur de Israel.

La información no clarifica cómo Israel obtuvo el documento, pero el artículo explica que era una traducción, lo que indica que habría sido escrito en árabe e interceptado directamente a Hamas. El documento fue visto, según el informe, por muchos oficiales militares y de inteligencia.

Ver también:

Además, se informa que Hamas publicó un video en redes sociales mostrando a combatientes islámicos  usando explosivos para atravesar una réplica de una puerta fronteriza, entrando con camionetas y luego avanzando edificio por edificio a través de una reconstrucción a gran escala de una ciudad israelí, disparando armas automáticas contra objetivos de papel con siluetas humanas, operación idéntica a como lo hicieron el 7 de octubre.

Por otra parte, la prensa israelí publicó que los oficiales no consideraron las advertencias de mujeres vigías de que estaban viendo preparativos de Hamas para atacar. Las jóvenes informaron del avistamiento de drones del movimiento islámico e intentos de destruir las cámaras de seguridad en la frontera en los meses previos al ataque.

Mucho se ha escrito sobre los antecedentes históricos del conflicto, pero los hechos denunciados por el The New York Times y medios israelitas constituyen un escándalo que nos lleva a preguntarnos:

  • ¿Por qué los servicios de inteligencia, los altos mandos militares y el Gobierno israelí, ignoraron dicho informe, permitiendo, con ello, la realización de un acto terrorista y el asesinato de 1.200 ciudadanos israelitas?
  • ¿Por qué los altos mandos militares ignoraron las advertencias de las mujeres vigías?
  • ¿Qué pasó con los servicios de inteligencia de las grandes potencias, incluido Estados Unidos, que no trabajaron para impedir dicho ataque?
  • ¿Por qué se permitió el ataque terrorista de Hamas? ¿Se hizo para justificar la ocupación y destrucción de Gaza e indicar ante la opinión pública internacional que Israel tiene derecho a defenderse?
  • ¿Por qué los países occidentales, salvo España, Bélgica, Irlanda, Bolivia, Chile y Colombia, no han condenado la invasión y el asesinato de más de 15 mil palestinos, donde Israel no ha distinguido entre objetivos militares y civiles?
  • ¿Qué dice el derecho internacional para minimizar el daño a los civiles y la adquisición territorial por la fuerza?

Considero que la magnitud de la destrucción que provocan los indiscriminados bombardeos israelitas, junto con el bloqueo de los suministros de agua, electricidad, combustible, alimentos, medicamentos y otros enseres a la Franja de Gaza, son una acción criminal, que afecta a seres humanos ajenos a los fanatismos políticos religiosos.