Press "Enter" to skip to content

Lo que dijo y lo que no dijo Bachelet en su declaración sobre Venezuela

ElPensador.io.- Se esperaba hace tiempo una declaración de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, en relación a Venezuela. Y pese a que dijo que efectivamente había violaciones a los derechos humanos en ese país, bajo el régimen de Nicolás Maduro, conviene detenerse a evaluar lo que dijo y lo que no dijo en la breve alocución sobre la crisis del país caribeño, en medio de la lectura de un informe sobre la situación de los derechos humanos en el mundo en la 40ª sesión del Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

Primero, la ex Presidente de Chile dijo que «la situación en Venezuela ilustra claramente la manera en que la violación de los derechos civiles y políticos, incluyendo la falta de respeto a las libertades fundamentales y a la independencia de instituciones claves, puede acentuar el declive de los derechos económicos y sociales«.

Luego, señaló que «la economía y las condiciones sociales rápidamente deterioradas dan derecho a incluso más protestas y represión y, por ende, violación de derechos civiles y políticos«.

No obstante, afirmó que la situación «ha sido agravada por las sanciones, y la resultante crisis política, económica, social e institucional es alarmante».

Alertó luego sobre “el número sin precedentes de venezolanos forzados a dejar sus hogares y su país también tiene serie consecuencias en la región«.

Finalmente, Bachelet anunció que el próximo domingo 10 de marzo llegará una delegación de la Oficina de Derechos Humanos de la ONU a Venezuela, para recorrer algunas ciudades del país y entrevistarse con autoridades del régimen de Maduro, de manera de evaluar una posible visita de la misma Alta Comisionada más adelante.

El grupo de la ONU estará integrado por cinco personas, que recorrerán las ciudades de Caracas, Valencia, Barquisimeto y, eventualmente, Puerto Ordaz durante una permanencia de diez días. Posteriormente, elaborarán un informe respecto a las condiciones existentes para el arribo de la Alta Comisionada.

Lo que dijo

Bachelet reconoció violaciones a los derechos humanos en Venezuela, y no era necesaria una visita ni una delegación para ello, con lo que queda claro que son evidentes.

Dijo que hay falta de respeto a las libertades fundamentales y a instituciones clave, probablemente haciendo referencia a la Asamblea Nacional sobre la cual Maduro instaló una Asamblea Constituyente.

Enrostró, asimismo, responsabilidad a Estados Unidos, con cuyo gobierno ha mantenido una relación hostil desde que se hizo cargo de la Oficina de Derechos Humanos de la ONU.

Lo que no dijo y lo que dio a entender

No hay indicaciones específicas a los presos políticos o la actuación de la policía militar política (la SEBIN) así como otros organismos de inteligencia y represión, así como a los asesinatos y desapariciones ejecutadas por el régimen. Esto llama la atención, porque en el informe de derechos humanos junio de 2018, antes de que Bachelet fuera nombrada como Alta Comisionada, hay alusiones directas a ese tipo de situaciones.

No mencionó los intentos internos y externos de hacer llegar ayuda humanitaria a los venezolanos, ni calificó su situación como grave.

No mencionó al presidente encargado Juan Guaidó ni la tesis constitucional de la oposición en términos de que Maduro usurpa el poder. Al contrario, al aceptar la invitación del régimen lo legitima en el poder.

No obstante, al aceptar que las violaciones a los derechos humanos son reales sin necesidad de acudir personalmente a constatarlas, deja en tela de juicio la necesidad de acudir a ese país. ¿Qué objetivo tendría la visita entonces? Asimismo, ¿cómo se conformará la agenda de visitas? ¿A qué personeros de oposición entrevistará? ¿Se reunirá con Juan Guaidó?

Mission News Theme by Compete Themes.